Blogia
Terrae Antiqvae

El Hombre de Neandertal vivió en Gibraltar hasta hace 24.000 años

CuevadeGorham’sGibraltarTA

Foto: Entrada de la gran cueva de Gorham’s, vista desde el mar

Científicos del grupo de investigación ‘Geomorfología Ambiental y Recursos Hídricos’ de la Universidad de Huelva demuestran que los neandertales se extinguieron hace 24.000 años y que Gibraltar fue uno de los últimos lugares que habitaron.

Investigadores del Departamento de Geodinámica y Paleontología de la Universidad de Huelva, dirigidos por el Catedrático Joaquín Rodríguez Vidal, profesor del Área de Geodinámica Externa, han participado en un proyecto europeo INTERREG denominado PalaeoMed. El estudio ha estado coliderado por el Museo de Gibraltar, el Museo de El Puerto de Santa María, en Cádiz, el Museo de Historia Natural de Londres y la Universidad de Huelva.

Las investigaciones desarrolladas por este grupo de científicos apuntan que el hombre de Neandertal desapareció de la Tierra hace 24.000 años y no 35.000, como indicaban las últimas dataciones. Incluso, como asegura el responsable de la investigación, Rodríguez Vidal, “esta fecha podría rebajarse hasta los 21.000 años”. Además se ha demostrado que el último hábitat que esta especie de homínido ocupó fue el Sur de la Península Ibérica, lugar que los científicos han denominado ‘refugio climático’. Estas conclusiones han sido publicadas en la prestigiosa revista científica Nature.

Estos hallazgos han sido resultado de excavaciones realizadas en Gorham’s Cave, un yacimiento situado en una cueva gibraltareña, donde ya se investigaba desde el año 1995. Los expertos de la Onubense han conseguido tener la secuencia más completa del mundo de un yacimiento arqueológico donde vivieron los Neandertales más tardíos. Ya desde el año 1950 se realizaban estas excavaciones por parte de científicos ingleses, que fueron los primeros en descubrir la existencia de industria musteriense, el complejo industrial del Paleolítico Medio, es decir, materiales elaborados por los neandertales. En 1994, los españoles se incorporaron a las investigaciones en esta cueva como colaboradores, y más tarde lo harían como coordinadores.

mapacaveTA

En Gorham’s Cave los científicos han encontrado útiles humanos que empleaba esta especie, además de restos de fauna y flora, lo que ha permitido reconstruir una historia de decenas de miles de años para así conocer cómo vivían los neandertales en los últimos años de su existencia. Por otra parte, Joaquín Rodríguez Vidal confía en poder encontrar restos humanos próximamente, lo que proporcionaría mayor información sobre el comportamiento de este homínido. “Confiamos en que, en excavaciones futuras, encontraremos restos humanos. Para ello vamos a tratar de volver a redirigir la investigación”, concluye.

Refugio climático

Los investigadores han denominado ‘refugio climático’ al sur de la Península Ibérica, ya que la Europa de entonces se encontraba en un periodo glaciar, y el clima del sur de Andalucía era típicamente mediterráneo. Esto aumentó el tiempo de permanencia en la Tierra del Neandertal, puesto que esta especie se adaptaba muy mal al frío a diferencia del hombre moderno.

“El refugio de los neandertales era algo muy similar a lo que es hoy día Doñana”, señala Joaquín Rodríguez, “pero con la única diferencia de que existía por entonces una llanura costera, donde habitaban los mismos animales y vegetales que en la actualidad”.

IndustriaMusterienseCueva de Gorham’sTA

Foto: Industria lítica musteriense encontrada en las excavaciones

También hay que decir que el medio era muy favorable para cualquier especie, ya que era rico en recursos, lo cual permitió que las dos especies de homínidos, el Homo neanderthalensis y el Homo sapiens pudieran convivir de manera pacífica, sin competencia, es decir con cierto ‘respeto’, sin invadir los territorios donde vivían. “Estas especies se conocían perfectamente y convivían en respeto. Cada una poseía un territorio y no invadían el contrario”, afirma el responsable del grupo.

Todo esto, por lo tanto, ha roto una serie de paradigmas, como por ejemplo, el de lucha y extinción, que aunque científicamente no estaba demostrado sí se creía en él. Otro de los paradigmas es que los neandertales se consideraban exclusivamente carnívoros. Sin embargo, este estudio ha permitido comprobar que consumían todo tipo de alimentos vegetales, animales, etc.; es decir, eran unos buenos cazadores y recolectores.

Causas de su extinción

El siguiente paso será contribuir al esclarecimiento de las causas que llevaron a la extinción del hombre de Neandertal. Se descarta que la especie desapareciera por motivos de competencia y lucha con el hombre moderno, así como por el medio.

Una de las posibles causas que el grupo de científicos baraja es una mezcla entre ‘cambio ambiental y agotamiento genético’, “un ejemplo cercano es lo que ocurre actualmente con algunas especies en vías de extinción”, afirma el profesor Rodríguez. “Las poblaciones serían poco numerosas, estarían formadas por escasos individuos y tal vez, bastante aisladas unas de otras, por lo que su reproducción se vería seriamente dificultada, así como sus posibilidades de supervivencia”.

Más información

Joaquín Rodríguez Vidal
Departamento de Geodinámica y Paleontología
Facultad de Ciencias Experimentales
Universidad de Huelva

Email: jrvidal@uhu.es

Fuente: A. Isabel Varela / Andalucía Investiga, 13 de octubre de 2006
Enlace: http://www.andaluciainvestiga.com/
espanol/noticias/10/neandertal_3630.asp


Enlaces relacionados:

POSIBLE ORIGEN DEL MUSTERIENSE EN EL NORTE DE ÁFRICA

Gibraltar Museum:
http://www.gib.gi/museum/caves%20project%202003.8.htm


(2) Ancient man’s last stand in a refuge on the Rock

StoneToolsGorhamTA

By Mark Henderson, Science Editor

The last known refuge of the Neanderthals before they were driven to extinction by Modern Man and climate change has been traced to a cave in Gibraltar.

New excavations at Gorham’s Cave, in the British territory, have suggested that Neanderthal Man was still living there thousands of years after the species was thought to have died out.

MapaSaNeTA

Foto: Under pressure from advancing homo sapiens, Neanderthals found final refuge in present-day Spain and Gibraltar. DER SPIEGEL

Stone tools of Neanderthal design unearthed at the site have been dated to just 28,000 years ago, and may have been made as recently as 24,000 years ago, scientists said yesterday. This indicates that the human relatives survived in Europe for much longer than is generally thought: though dating evidence is disputed, most researchers agree that the most recent Neanderthal fossils and artefacts are at least 30,000 years old.

As modern Homo sapiens is known to have been present in southern Spain at least 32,000 years ago, and had reached other parts of Europe 36,000 years ago, the research shows that the two species must have lived alongside one another for several millennia. Previous evidence suggested that the Neanderthals survived only until between 30,000 and 33,000 years ago, allowing for little coexistence.

CuadroEvolucionHumanaTA

Foto: The timeline of human evolution is long and controversial, with significant gaps. Experts do not agree on many of the start and end points of va. (*** All About Evolution and Intelligent Design)

This could shed important light on the unresolved question of why Homo neanderthalis died out so soon after the arrival of Modern Man in Europe, after thriving in the continent for hundreds of thousands of years. The new research, published in the journal Nature, suggests that no single cause was to blame: rather, the species suffered from a cooling climate, and from competition for increasingly scarce resources with the more intelligent Homo sapiens.

neanderthal3DTA

Foto: Neanderthal reconstruction with color coding for specimen identification. The brownish color is La Ferrassie 1, the green is Kebara 2, and the white is false human bone. Credit: John Wiley & Sons, Inc.

In some parts of Europe, Modern Man probably also came into direct conflict with his Neanderthal cousins, though scientists now think it unlikely that Neanderthals were the victims of a continent-wide genocide. “It looks more and more as if the demise of the Neanderthals was complex,” said Professor Chris Stringer, of the Natural History Museum, London, who contri-buted to the new study. “There isn’t a single explanation — different things happened in different regions.

“Population densities of both species were so low that they wouldn’t have encountered each other much. Where they did, there might have been conflict, but in other regions, modern humans may have killed them off without intending to, by pushing them into more marginal areas where life was less good. Then they suffered as the climate cooled.”

NeanderthalCraneoTA

Foto: Reconstructed Neanderthal skull. Credit: John Wiley & Sons, Inc.

Clive Finlayson, of the Gibraltar Museum, who led the research team, said: “As forest turned into tundra, the Neanderthal lifestyle would have become more untenable, while modern humans were better adapted. They would have become confined to smaller and smaller groups, which, as we know from tigers and pandas, are vulnerable to human influence and disease.”

A longer co-existence between the two species also makes it possible that they occasionally interbred, though this must have been infrequent because genetic evidence shows that Modern Man has no Neanderthal DNA. Even so, the latest dates for settlement at Gorham’s Cave overlap with those for the Lagar Velho child, a fossil found in Portugal that has been proposed as a Homo sapiens-Neanderthal hybrid.

NeandderthalSapiensEsqueletosTA

Foto: The Neanderthal skeleton, at left, is compared with a modern human skeleton. John Wiley & Sons Inc.

As it has been dated to 24,500 years ago, many scientists have cast doubt on this theory as Neanderthals were assumed to have died out by then, but the new evidence makes it possible that it was the offspring of the two human species. Neanderthal settlements have been known in Gibraltar since the 19th century, but the dig at Gorham’s Cave is the first to pin down such a late date for their survival there.

Fuente: The Times, 14 de septiembre de 2006
Enlace: http://www.timesonline.co.uk/
article/0,,13509-2356606,00.html


Gibraltar, el último refugio para el hombre de Neandertal

Recientes hallazgos sugieren que nuestro "primo evolutivo": el Neanderthal, podría haber sobrevivido en el sur de la península ibérica hasta hace apenas 24.000 años.

Gibraltar, el último refugio para el hombre de Neandertal

Nuestro primo lejano, el Neandertal, podría haber sobrevivido en Europa mucho más tiempo del que se creía.

Un estudio publicado en la revista Nature señala que esta especie habría vivido en la cueva de Gorham, Gibraltar, hace 24.000 años.

Se creía que el hombre de Neandertal había desaparecido unos 35.000 años atrás, al tiempo que el hombre moderno se abría paso a través del continente.

Pero las nuevas pruebas sugieren que los Neandertales permanecieron muy al sur de Europa tras la llegada del Homo sapiens.

El equipo de investigadores cree que el Neandertal de Gibraltar pudo llegar a ser el último de su especie.

"Sin lugar a dudas, el estudio demuestra que la actual cueva de Gorham fue el último lugar del planeta donde sabemos con certeza que vivieron los neandertales," afirma el principal autor del estudio, el profesor Clive Finlayson, director de patrimonio cultural del museo de Gibraltar.

Herramientas avanzadas

A pesar de que en el pasado se mantenía que los neandertales fueron nuestros ancestros, hoy en día son considerados como una especie que dejó de evolucionar.

Entraron a formar parte de la prehistoria hace aproximadamente 230.000 años y, en su plenitud, estos rechonchos y forzudos cazadores se impusieron a lo largo de un amplio territorio que se extendía desde las islas Británicas y el oeste de la península Ibérica hasta el sur de Israel y el este de Uzbekistán.

Nuestra propia especie, el Homo sapiens, evolucionó en África y cerca de 40.000 años después de su llegada a Europa desplazó al Neandertal.

Científicos de Gran Bretaña, España, Gibraltar y Japón realizaron la prueba del Carbono 14 sobre el carbón vegetal empleado en las antiguas hogueras que fue desenterrado a gran profundidad en la cueva de Gorham, situada en Gibraltar, una montañosa península en el extremo sur de España.

NeanderthalsSitesTA

El carbón procede de las capas de tierra de la cueva donde los arqueólogos habían extraído con anterioridad ciertas herramientas de piedra creadas exclusivamente por el hombre de Neandertal (Homo neanderthalensis).

Las primeras muestras de carbón datan de hace 33.000 años mientras que las más recientes son de hace 24.000 años, mucho más recientes de lo que nadie se hubiera imaginado.

Sin embargo, no hay pruebas determinantes de su existencia hace 24.000 años y por ello los investigadores solo pueden afirmar con certeza que los neandertales estuvieron en la cueva hasta hace 28.000 años.

Grandes recursos naturales

Con todo, esta fecha convierte a la cueva de Gorham en el lugar de ocupación de los neandertales más reciente que se conoce.

Los científicos creen que se trataba de un lugar privilegiado donde las partidas de caza se refugiaban del frío durante la última glaciación.

El refugio rocoso tiene buena ventilación y está relativamente bien iluminado, con una cubierta alta y abovedada destinada a que el humo del fuego encendido ascendiera desde la parte inferior de la cueva en lugar de quedarse al nivel del suelo asfixiando así a sus ocupantes.

Debido a que en aquel entonces el nivel del mar era inferior, el peñón estaba rodeado de una llanura costera en lugar de agua. Cubiertas por pantanos en algunos lugares y por dunas de arena en otros, las llanuras se convirtieron en el hábitat de numerosos y diversos animales.

El profesor Chris Stringer, del Museo de Historia Natural de Londres, afirma que el Peñón habría proporcionado un estratégico coto para el cazador neandertal: "Excelente si uno pretende controlar sus recursos y averiguar por donde aparecerá su próxima comida. En lo alto del peñón es posible que hubiera animales como íbices, y en la llanura abierta ciervos y probablemente caballos y conejos. Sabemos que se alimentaban de mariscos y hasta de tortugas, que seguramente se cocían en su propio caparazón".

Un cambio radical

El profesor Stringer cree que el emplazamiento permite comprender los motivos de la extinción del hombre de Neandertal: "Durante años la mayoría de nosotros solíamos buscar un único motivo para la desaparición de los neandertales, como que nos habíamos cruzado genéticamente, que nos habíamos impuesto o que los habíamos aniquilado". Según Stringer, "las pruebas halladas en Gibraltar refuerzan la teoría que en los últimos años ha tomado fuerza de una serie de acontecimientos complejos como la causa. El hombre moderno no apareció y el neandertal desapareció sin más".

Una de las teorías sobre la extinción del hombre de Neandertal los hacía desaparecer rápidamente a medida que el hombre moderno se extendía por Europa. El hombre moderno está bajo sospecha aunque las nuevas pruebas apuntan hacia la importante influencia del cambio climático.

Durante las anteriores glaciaciones, los neandertales sobrevivieron en reducidos grupos locales, reapareciendo cuando las condiciones mejoraban. Aunque parece que la última glaciación se caracterizó por una serie de rápidos e intensos cambios climáticos que alcanzaron su máximo exponente hace 30.000 años.

Es probable que estos cambios fueran más pronunciados en la zona más septentrional de Europa, donde se podría haber desequilibrado la balanza entre el neandertal y el hombre moderno en favor de este último.

El clima de Gibraltar sirvió de abrigo durante la mayoría de esos cambios aunque empeoró con el paso del tiempo. Los últimos datos registrados a gran profundidad del mar revelan que las temperaturas descendieron bruscamente hace unos 24.000 años, lo que pudo ocasionar condiciones de sequía en la zona y al mismo tiempo la disminución del número de presas que los neandertales podían cazar.

En declaraciones del profesor Finlayson a BBC News: "Si la población de neandertales se redujo al límite, eso fue suficiente para abocarles a su extinción".

El estudio al completo se presentará en la Conferencia de Calpe, que se celebrará del 14 al 17 de septiembre en Gibraltar.

Fuente: Paul Rincon / BBC, 13 de octubre de 2006
Enlace: http://news.bbc.co.uk/1/hi/sci/tech/5343266.stm


ReconstruccionesdecráneosdelNeandertalTA

Letter

Nature advance online publication 13 September 2006 | doi:10.1038/nature05195; Received 12 April 2006; Accepted 25 August 2006; Published online 13 September 2006

Late survival of Neanderthals at the southernmost extreme of Europe

Clive Finlayson(1,2), Francisco Giles Pacheco(3), Joaquín Rodríguez-Vidal(4), Darren A. Fa(1), José María Gutierrez López(5), Antonio Santiago Pérez(3), Geraldine Finlayson(1), Ethel Allue(6), Javier Baena Preysler(7), Isabel Cáceres(6), José S. Carrión(8), Yolanda Fernández Jalvo(9), Christopher P. Gleed-Owen(10), Francisco J. Jimenez Espejo(11), Pilar López(12), José Antonio López Sáez(13), José Antonio Riquelme Cantal(14), Antonio Sánchez Marco(9), Francisco Giles Guzman(15), Kimberly Brown(16), Noemí Fuentes(8), Claire A. Valarino(1), Antonio Villalpando(15), Christopher B. Stringer(17), Francisca Martinez Ruiz(11) and Tatsuhiko Sakamoto(18)

The late survival of archaic hominin populations and their long contemporaneity with modern humans is now clear for southeast Asia1. In Europe the extinction of the Neanderthals, firmly associated with Mousterian technology, has received much attention, and evidence of their survival after 35 kyr bp has recently been put in doubt(2). Here we present data, based on a high-resolution record of human occupation from Gorham's Cave, Gibraltar, that establish the survival of a population of Neanderthals to 28 kyr bp. These Neanderthals survived in the southernmost point of Europe, within a particular physiographic context, and are the last currently recorded anywhere. Our results show that the Neanderthals survived in isolated refuges well after the arrival of modern humans in Europe.

1. The Gibraltar Museum, 18–20 Bomb House Lane, Gibraltar
2. Department of Social Sciences, University of Toronto at Scarborough, Toronto, Ontario M1C 1A4, Canada
3. Museo Arqueologico de El Puerto Santa María, 11500 El Puerto Santa María, Spain
4. Departamento de Geodinámica y Paleontología, Facultad de Ciencias Experimentales, Universidad de Huelva, 21071 Huelva, Spain
5. Museo Municipal, 11650 Villamartín, Spain
6. Institut Catala de Paleoecologia Humana i Evolucio Social, Area de Prehistoria, Universidad Rovira i Virgili, 43003 Tarragona, Spain
7. Departamento de Prehistoria y Arqueología, Universidad Autonoma, 28049 Madrid, Spain
8. Department of Plant Biology, Universidad de Murcia, 30100 Murcia, Spain
9. Museo Nacional de Ciencias Naturales (CSIC), 28006 Madrid, Spain
10. The Herpetological Conservation Trust, Bournemouth, Dorset BH1 4AP, UK
11. Instituto Andaluz de Ciencias de la Tierra, CSIC-UGR, 18002 Granada, Spain
12. Department of Geography, Royal Holloway College, University of London, Egham, Surrey TW20 0EX, UK
13. Laboratorio de Arqueobotánica, Instituto de Historia (CSIC), 28014 Madrid, Spain
14. Departamento de Prehistoria y Arqueologia, Universidad de Granada, 18071 Granada, Spain
15. Area de Prehistoria, Facultad de Filosofía y Letras, Universidad de Cádiz, 11003 Cádiz, Spain
16. Department of Biological Anthropology, University of Cambridge, Cambridge CB2 3DZ, UK
17. Department of Palaeontology, The Natural History Museum, London SW7 5BD, UK
18. Institute for Research on Earth Evolution, Japan Agency for Marine-Earth Science and Technology, Yokosuka 237-0061, Japan

Correspondence to: Clive Finlayson(1,2) Correspondence and requests for materials should be addressed to C.F. (Email: jcfinlay@gibraltar.gi).

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

1 comentario

Lizandro Leverman -

buscar dibujo de el mapa de mezopotania 15/2006.02:35
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres