Blogia
Terrae Antiqvae

Málaga. Las obras en el aeropuerto destapan una necrópolis romana

Málaga. Las obras en el aeropuerto destapan una necrópolis romana Hallazgo. Dentro de las tumbas, aunque en mal estado de conservación, se han encontrado restos humanos. TRABAJOS. Un equipo de quince arqueólogos trabaja en la zona del nuevo aparcamiento desde el mes de febrero. / SUR

Se han encontrado más de cuarenta tumbas fechadas entre los siglos IV y V después de Cristo, además de otras construcciones anteriores.

Hace siete meses, los trabajos para hacer el aparcamiento y accesos provisionales del aeropuerto de Málaga comenzaron a destapar vestigios con casi mil años de antigüedad. Este nuevo edificio, frente a la terminal de llegadas, no era zona de vigilancia ni servidumbre arqueológica pero la localización de posibles yacimientos en los alrededores hizo que los expertos siempre estuvieran en los tajos de obra. En febrero aparecieron las primeras tumbas de las más de cuarenta que conforman una necrópolis bajo imperial. En niveles inferiores también se han hallado un horno, un pozo, un aljibe y sus canalizaciones, estructuras fechadas en torno a los siglos II y IV después de Cristo.

La arqueóloga y geógrafa Mari Cruz Esteban ha coordinado, desde AENA, las actuaciones que se han realizado en los 3.000 metros cuadrados de excavación. "La mayoría de las tumbas pertenecen a enterramientos infantiles", explica Esteban que también comenta las distintas tipologías de enterramientos que se han encontrado. "Algunos estaban excavados en el suelo y tapados con una losa, en otras se hacía un murete de ladrillo y se tapaba con una especie de tejado a dos aguas", comenta la arqueóloga. También se han encontrado algunas tumbas sobre otras y en distinta orientación, unas norte-sur y otras este-oeste. Dentro de los sepulcros se han encontrado restos óseos pero no se conservan en buen estado porque "el suelo es ácido", dice Esteban.

Las catas siguieron bajando hasta hallar el estrato geológico (no modificado por el hombre) y se comprobó que una de las tumbas rompía una canalización. Esas acequias partían de un aljibe, que se encontró junto a un pozo y un horno, para hacer materiales de construcción y depósito, de la época alto imperial, del siglo II al IV después de Cristo. Además de esto, se ha localizado un testar, una especie de basurero donde se desechaban las piezas defectuosas que salían del horno. "Estas estructuras están asociadas, al parecer, al uso lógico de la vega del Guadalhorce, es decir, a explotaciones agrarias junto a las que se aparejaba una villa", explica la arqueóloga de AENA. Sin embargo, en este terreno no se ha encontrado el lugar de habitación. Cuando el auge de la zona decayó reutilizaron el lugar como necrópolis.

"Los materiales que se han encontrado son contenedores como ánforas, cerámicas de cocina y de mesa, pero vulgares, de baja calidad", afirma Mari Cruz Esteban, que ya está terminando el proceso de traslado de las tumbas, el aljibe, las canalizaciones y el pozo. "Al horno no le afecta la obra, va a quedar protegido y datado in situ", dice. Todo lo demás formará parte de un proyecto de musealización que se va a llevar a cabo en los jardines del Museo Aeronáutico. Para finales de septiembre se terminarán los trabajos arqueológicos y se estima que a principios de 2006 los visitantes puedan conocer un poco más de esta zona de pasado casi desconocido.

Fuente: CRISTINA FERNÁNDEZ / Málaga Hoy, 15 de septiembre de 2005
Enlace: http://www.diariomalagahoy.com/diariomalagahoy/articulo.asp?idart=1794908&idcat=2841

--------------------------------------------------------------------

(2) El aeropuerto expondrá restos romanos hallados en las obras del nuevo parking

La aparición de estructuras agrícolas del Alto Imperio y una necrópolis del siglo IV no retrasará la finalización del proyecto

LOS HALLAZGOS:

La necrópolis: Siglos IV y V después de Cristo. Bajo Imperio. Enterramiento de 40 tumbas, la mayoría de niños. Acompañados de collares y anillos con escaso valor.

La explotación agrícola: S. II al IV antes de Cristo. Alto Imperio. Compuesto de pozo, canalizaciones, horno de cerámica y piezas del mismo.
Las obras de ampliación del aeropuerto de Málaga han encontrado inquilinos inesperados en el proyecto del nuevo aparcamiento. Vestigios de lo que pudo ser un poblado romano, aunque sólo «apuntes» matizan los expertos que han trabajado en lo que se ha mostrado como una necrópolis del siglo IV d. C. y una explotación agrícola. Un equipo de quince arqueólogos de Aena han estado trabajando para recuperar las piezas 'in situ' a ritmo frenético desde que se descubrieran en febrero.

Las piezas más grandes, como un pozo, la acequia y el horno pasarán pieza a pieza al museo que Aena tiene en el aeropuerto, concretamente a sus jardines. «Las más pequeñas, una vez que concluyan los trabajos de extracción y datación a finales de mes pasarán a manos de la Consejería de Cultura de la Junta», explica la arqueóloga de Aena Mari Cruz Esteban, que ha capitaneado la misión de recuperar monedas y anillos. «Sin valor, se ve que eran pobres y además hubo bastantes expolios», matiza.

Buen ritmo

Todo iba a buen ritmo en las obras del aeropuerto de Málaga hasta que a principios de este año encontraron cuarenta buenas razones para detener picos y palas. Excavando uno de los jardines ya existentes junto al parking, empleados de Necso Entrecanales Cubiertas -adjudicataria de esta obra- se encontraron con un hueso y una tumba. Fuentes del aeropuerto de Málaga explicaron que a pesar de que el yacimiento ocupa 3.000 metros, la superficie se ha acotado, «se ha trabajado a buen ritmo», y las obras estarán acabadas para la fecha prevista, en 2007.

A escasos cien metros de ese aparcamiento había permanecido oculta una necrópolis romana de entre los siglos IV y V después de Cristo (Bajo Imperio). Enterrada bajo ella, en otra fase, una estructura agrícola del siglo II al IV antes de Cristo -en el Bajo Imperio. conformada por una acequia que llegaría hasta el Guadalhorce, un pozo de unos cinco metros de profundidad y un horno de cerámica. «Hoy, junto a cada excavadora hay un arqueólogo -dice Esteban- la necrópolis es el indicio de un poblado cercano».

Fuente: ÁNGEL DE LOS RÍOS/MÁLAGA / Sur Digital, 15 de septiembre de 2005
Enlace: http://www.diariosur.es/pg050915/prensa/noticias/Malaga/200509/15/SUR-MAL-008.html
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

1 comentario

JUAN CARLOS ARROYO -

UNA VEZ MAS SE DEMUESTRA DE QUE MALAGA GUARDA EN SUS SENTRALLAS MUCHA HISTORIA DE NUESTRO PASADO,ES UNA PENA DE QUE POR ESTAS CAUSAS NO SE MUESTRE AL PUBLICO DE MANERA NATURAL.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres